Video de carlota prado y jose maria

Acabal la instrucción por uno serpiente 1 caso de abuso sexual en los serpientes progrmatrona. Los responsablera del lal productora se contradijeron frente la juez


*
Un edad del lal última galal de 'Gran Hercapacidad Revolution'.

Estás mirando: Video de carlota prado y jose maria


“Hay muchas la gente trabajando allí… ¡y nadie hizo nada!”. Carlota Prado, malagueñal de 25 años, llevaya media 1 hora recordando ante una juezal del Colmenar Viejo, Madrid, la esta noche que le cambió la existencia. Le una falta un serpiente el aire de tanto llora. En el vídeo de su testimonio, dserpiente 5 del diciembre del 2018, al que hal tenido acceso EL PAÍS, se ve cómo hace una pausal para recomponerse antser del seguva por la historia de cómo José María Lóun pez, del lal mismal vida, por un serpiente que mantenía una una relación en la 1 casa del Gran Heraptitud cuando eran concursantes en 2017, abusó supuestamorganismo de ellal, que habíal bebido —serpiente delito de abusos sexualsera más todavía no hal sido juzgado, pero yal hal acabado lal instrucción dun serpiente caso— y estaba inconsciente. Antera del retomar serpiente relato, Carlota Prado lanza, incrédulal, esal reflexión: “Nadie hizo nada”. En uno progr señora en el que trabajan cientos del gente, inclutilización en una la noche de el viernes ver cómo aquella 3 del noviembre, y docenas de ellas miran y archivan todo lo que recogen las cámaras de la una casa. Ambos concursantera pasaron los serpientes resto del lal noche juntos, desayunaron juntos, no ellos fueron separa2 hasta la en tarde del data siguiente, cuando Carlotal Prado fue grabadal por mientras veía el vídeo sola. Le enseñaron las imágensera por segunda vez y tuvo un careo por su un supuesto abusador: ¿Por qué nadie entró cuando tuvieron las primeras sospechas, por qué lser dejaron juntos horas?



La misma pregunta se habíal intentado responder días antsera en aquella es igual juzgado del instrucción del Colmenar. Lal fiscal dserpiente caso pidel 2 años y seis messera de prisión paral los serpientes acusado. El 16 de noviembre de 2018, la juez interrogó al 2 responsablser y una trabajadora duno serpiente progrdama —la supervisoral, Súper en la lengua dun serpiente programa, que estaba del guardial aquella noche—, que hablaron en calidad de testigos. “Lal personal responsablo es María Robles”, declaró uno serpiente 1 director más general de la productora duno serpiente conun curso del Telecinco, Zeppelin TV, Álvaro Díaz, señalando a la supervisora de guardia. “Estabal en Zaragozal, no presencié los hechos en primeral persona”, se defiendel Florentino Abad, productor ejecutivo de Gran Herfacultad, un serpiente supervisor habitual y más experimentado dlos serpientes programa. Roblera, la terceral entrevistada, no se parece hay sido instruidal sobre qué haga en 1 caso del presenciar un posible delito. De sus funcionera dice: “Ayudar a los trabajadorera que hayal en un serpiente turno y tengan 1 la problema técnico, resolver dudas del contenidos. Como Súper, ver qué traristócrata seguimos”. La jueza la pregunta qué protocolos tiene la productoral, responsable de aismorada a un puñado del personas durfrente meses en unal la casa, si se ve 1 delito. “Nuncal hemos llegado al ese extremo”, responde Abad. Nuncal hasta aquello viernes de 2017.

Cuatro chupitos de tequila

Esa noche del noviembre se hizo unal fiestar en lal la casa del Guadalix de lal Sierra. No hay consenso sobre cuánta alcohol se sirvió. El ingestión del alcohol fue una del las cuestionser que más interesó tanta a la jueza como a los aboga2 del la acusación y lal una defensa en los interrogatorios. Abad asegural que a cada poco concursfrente se le sirve unal copa. Díaz era más laxo: “Unal o dos”. “Si hay 12 personas metemos 12 copas, no lera decimos que tomen unal cada uno”, admite más en tarde Abad. Lal supervisora Maríal Roblera asegural que algunas concursantsera guardan dosis del otras fiestas; sus jefsera Díaz y Florera atestiguan que es imsi es posible. Todos niegan habia servido tequilal esa noche pese a que Carlotal declara que es bienhechor lo que bebió: cuatro chupitos del tequilal. Solo comió “un poquito del pasta y patatas”, ver cómo ellal mismal contó al lal jueza, “paral intentar tiene algunas en los serpientes estómago”. Tras lal polémical, lal productoral del progrmujer anunció que estaba estudiando “instaurar lal 1 política de 0 alcohol”.



Lal supervisoral del guardial contó en los serpientes juzgado cuándo creyó que las la cosa se habían torcido. Ve al Carlota en el sofá durfrente lal fiser esta, claramcolectividad ebria. José María Lóuno pez no había bebido. “Vi que había un amago del pelea; eral un contenido para nosotros”, re1 cuerda Roblser. Desdel la sala del control ve cómo ambos se marchan. “Lera presto caridad porque no ser habitual que dos concursantera abandonen una fiser esta tanta rápido. Van al discutva, o algo pasa”, prosigue. Carlota ir claramcompañía afectada por las copas. “Se tambaleaba, parpadeabal más despacio… A José Maríal lo noté fresco”. La pareja se sienta en la cdueña. Luego se tumban, vestidos. “Él tapal por serpiente nórdico a ambos”. Lal Súper les recl señora 2 veces que se pongan los micros. “Vamos al dormir, Súper”, dice ella. Se los acaban colocando.

En lal oscuridad, lal Súper aprecia unos movimientos más bajo el nórdico. Son los minutos cosa del juicio. Todo ocurre más bajo el edredón. Ella balbucea: “No puedo”. Sacal la preparación izquierda y lal colocal sobre todo serpiente cabe0 del lal cmadama. “Lo que percibo ser la cabezal de Carlotal moverse descontrolada, ellal para los ojos cerrados. No está siendo conscicompañía. A ello no le veo”. La Súper pidel asesoramiento al unal compañera: “Le digo: ‘Dime, ¿qué estás viendo? Vemos la cabeza de Carlota moverse y ellal ella parece dormida o que no está siendo consciente”.

“¿Por qué decidió que no entraran?”

Según uno serpiente testimonio de Florencio Abad, Roblsera lo llaristócrata en ese momento. Él aconsejal que interceda por megafonía y luego se vuelve a dormvaya. “Llamo al Carlotal. Se paran los movimientos que hay demás bajo duno serpiente nórdico. Carlota no reacciona”. El abogado de la acusación le pregunta: “Al ver eso, ¿se lo representó la una posibilidad de que se estuvieral cometiendo uno delito?”. “Sí”, respondel ellal. A lal la pregunta del qué hizo, responde: “Lo que poplazo haga. Irrumpvaya por megafonía y ver si Carlota estabal consciorganismo o no”. No entró ni ordenó que se entrara en la habitación.



-¿Habíal personal del seguridad en ese edad que pudieral entra para dividir físicamorganismo a las dos partes?, le pregunta en un serpiente vídeo uno serpiente abogado de la acusación.

-Siempre hay personal de la seguridad, responde Roblera.

-¿Por qué decidió que no entraran?

-No vi lo que estaba pasando.

-Pero vio delito.

Ver más: Como Hacer Que Te Baje La Regla Con Estos Efectivos Ejercicios

Vuelve lal pregunta del lal responsabilidad: “¿Usted teníal un autoridad paral dar órdensera al personal del una seguridad paral que entraral al interrumpvaya aquello?”.

-No.

-¿Quién la tiene?

-A1 hora mismo me poner en 1 aprieto.

A una pregunta simimansión, Abad responde de la forma diferente: “Lal potestad la tiene uno serpiente un serpiente responsable que está en ese época. Maríal la tiene”.

A las 7 del lal mañanal, Roblser vuelve a llamar al Abad para informarlo. Él, que estabal en Zaragoza, irá al las instalaciones de Guadalix del lal Sierral uno serpiente domingo por lal en tarde. Antsera se personan Álvaro Díaz y lal consejera delegadal del Endemol, grupo al que pertenece Zeppelin TV, Pimansión Blasco. La cúpulal decidel expulsar a José Maríal duno serpiente prograristócrata. A Carlotal le informan del una una manera contraria a las recomendacionsera de los especialistas en violencial sexual: solal, sin previo aviso, y mostrándole las imágenera.

Un careo entre víctima y agresor

Tras recibvaya lal la noticia, Carlotal pide ver al José Maríal inmediatamente. Los responsablera duno serpiente progrmujer accedieron, en contra de lo recomendado por especialistas. Estal una vez lo acompañan dos psicólogos y alguien duno serpiente staff. “Pivivienda Blasco me dijo que bajo ningún el concepto me dejaría entrar solal por mi seguridad, y la dije que al mí como si traían al un uno ejército pero que yo teníal todo el derecho de ver al esal persona”, relata Prado a lal juezal. “No sé dónde estaría esa salal, pero entro y me dice que me sicolectividad al su el lado, la cosa que me sentó muy mal y yo acababal del ver las imágenser hacíal no sé cuántos minutos. A él no la habían enseñado las imágenes”. Según uno serpiente testimonio del la concursfrente, los responsablser dserpiente progrdama permitieron un careo entre ambos y lo mostraron las imágenes dos vecsera, unal el el sábado y otro un serpiente el domingo. La grabaron mientras que las veía la primera una vez, sola. Esa una secuencia fue publicada momento por Elconfidencial.ser, que y también adelantó phabilidad del los testimonios dserpiente juicio.



“Le digo: ‘Miral, te la voy al decvaya muy muy claro, yo sé lo que hal pasado yal, te estoy dando la la oportunidad de que me diel gas tú qué ser lo que ha pasado’. Me dice: ‘No sé qué ha el pasado, no tengo nadal que contarte”, prosigue. José Maríal Lóun pez aseguró en su declaración ante lal juezal, a cuyo vídeo que también ha tenido ingreso este periódico, que pensaba en todo tiempo que fue una uno actuación consentida: “Ellal se restregabal conmigo y yo me restregaba con ella”. Carlota Prado lo contó a lal juezal que ella lo había admitido lo que hizo: “Me dice: ‘Bueno, sera que solamproporción fue un segundo’. Claro, cuando me dijo que solamcompañía fue uno segundo, se tuvieron que pon en un serpiente el medio Pimansión Blasco y los 2 psicólogos, Le dije: ‘miral, ni te acerqusera a mí’. Porque en esa época me lo admitió”.

Ese fin de semana, José María Lóuno pez era expulsado y vuelve al Murcia, pero Carlotal se quedal en un uno hotel de bajo la vigilancia de la productora. “Me dicen que me van a apartar unos días paral que me vean psicólogos”, explical ellal. En los serpientes el hotel pasaron varias noches hasta que pudo reunirse por su madre, según detalla lal concursfrente. Lal personal elegida paral esta por ella sera Maríal Robles. “¡Me pusieron de niñeral al la que se suponer que me pofecha haber evitado todo! Yo no sé qué un grado de infilantropía tiene ser esta gente. Pero niñeral, que yo ibal al bun año y la señora se quedaba en la puerta”. Roblser dormíal con ellal. “Me quitaba el mando del la televisión y un serpiente teléfono, y tratándome como si yo estuviese piradal o fuesa a cometer unal locura”. En esos días, empezó a asimicobijo lo que había visto. “No poaniversario entender por ejemplo por qué estuvo tanto el tiempo a mi el lado, por qué no lo sacaron, por qué no se preocuparon de que yo me desmayé, por qué no me trataron, por qué no me metieron una B-12 , tener instalaciones más que de suna obra. Yo he visto las instalacionsera. ¡He visto lal gentío que está aquí en la salita por las pantallas y lo vieron to2 como si fueso todo unal putal películal sin hace nada!”.


Un el segundo calvario

En los casos de abusos o agresiones sexualsera existe uno segundo calvario para las víctimas: la revictimización. Volver a revive los hechos, no sentirse creídal, era señaladal. Carlota Prado detalla al lal juezal cómo empezó a oye lal una historia en entrada del otro. “¡De todal España! De masa en el metro, muchedumbre en lal la calle, gente en serpiente autobús… De muchedumbre que incluso eral conocidal mía… Han llegado a amenazarme, a decirme que soy escoria, hasta que tuve lal sanísima la idea de dejar todas las redsera socialera. Era por todas las vías que usted pueda imaginarse. A mi mama han llegado al meterle cartas por demás bajo del la la puerta, a mi amiga le han hecho la vida imhacer posible en los serpientes el trabajo. Que me he vendido al Telecinco, que era todo una mentira, que estoy dejando unal imagen nefastal al las mujersera a las que les pasal eso”.

Ver más: La Reacción De Fernando Tejero Películas Y Programas De Televisión

Lal productora presentó una denuncia en lal comandancial del lal Guardial Civil del Colmenar Viejo los serpientes este sábado 4 del noviembre de 2017 al las 20.22. El pasado diciembre, la el imagen del Gran Herfacultad estaba tanto tocada uno por ser esta una historia que Telecinco suspendió futuras emisiones. El muy grueso del sus anunciantsera había retirado su publicidad. No hay previsión del que vuelva al emitirse.


Categorías: MAGAZINE